Obtener buenos resultados en cualquier proyecto es importante, más aún si se trata de nuestro plan de entrenamiento. Para alguien que practica algún deporte con frecuencia su deseo es mejorar y obtener cada vez mejores resultados. Pero obtener buenos resultados depende de muchos factores. El rango de mejoría se relaciona con la condición física que tienes al iniciar el entrenamiento y cual será tu objetivo. Esto es, cuando empiezas un plan de entrenamiento, ya sea que inicies un nuevo plan por razones de salud, o bien completando tu plan actual añadiendo ejercicios de fuerza para incrementar masa muscular, o aumentar la cantidad de kilómetros a la semana que tendrás que correr para mejorar tu marca personal. Cualquiera que sea tu plan y objetivo tomará tiempo ver RESULTADOS. Pero ¿exactamente cuánto tiempo tardarás en ver resultados? La respuesta depende del tipo de mejoras que estás buscando, y, de cualquier manera, tomará TIEMPO Y PACIENCIA.

Ahora bien, hay varios factores que tenemos que tomar en cuenta durante el proceso de búsqueda de resultados, todos influyen de una u otra manera:

Frecuencia cardiaca y Presión arterial

Conforme vas mejorando tu condición física tu corazón se va fortaleciendo, lo que le permite bombear más sangre en cada latido, y esto a su vez conduce a una reducción de la frecuencia cardiaca en reposo. Cuando una persona tiene muy buena condición física su frecuencia cardiaca en reposo es baja, es decir, con menos latidos bombea más sangre suficiente para su recuperación. Algunas investigaciones demuestran que las personas sedentarias que empiezan un nuevo régimen de entrenamiento, su frecuencia cardiaca puede reducirse por un latido por minuto en una semana, pero esto quizá no sea el caso de todas las personas. Las reducciones en la frecuencia cardiaca pueden ser altamente variables, y para algunos puede tardar un par de meses antes de que puedan ver una reducción significativa en su ritmo cardiaco en reposo.

En cuanto a la presión arterial, si tu presión está dentro de un rango saludable puede que no veas ninguna reducción significativa cuando comiences una rutina de ejercicio regular. Pero para aquellos que padecen de presión arterial alta, los estudios demuestran que el ejercicio regular y moderado puede reducir la presión arterial sistólica en aproximadamente 4 mmHg. Esto es significativo porque la investigación muestra que una caída de 5 mmHg puede reducir el riesgo de muerte por accidente cerebrovascular hasta en un 14%

Capacidad AERÓBICA

Cuando se trata de velocidad y resistencia tu rango de mejoría dependerá de tu nivel actual de condición física. Si apenas estás empezando una nueva rutina de carrera y has estado inactivo durante un largo tiempo, es posible que veas mejoras en tu condición respiratoria en unas cuatro a seis semanas. Si en cambio has estado corriendo por un rato y ahora estás tratando de correr más rápido, quizá pasarán un par de meses antes de que puedas ver ganancias notables. Y esto es porque, a medida que adquieres una mejor condición física es probable que las mejoras se vean cada vez en rangos más pequeños. A diferencia de, cuando empiezas a correr por primera vez, es posible que tengas como objetivo reducir los minutos de tus tiempos y a medida que continúas en el deporte, esos minutos a menudo se convertirán en segundos.

Corriendo en la montaña

Aumentar masa muscular y fuerza

Si lo que estás buscando es una gratificación más inmediata, el gimnasio es el lugar donde puedes ver mejoras en menos tiempo. De acuerdo con algunas investigaciones es posible ver ganancia muscular en solo una sesión de entrenamiento de fuerza. Esto se debe a un fenómeno conocido como “bombeo muscular”, que es solo un aumento del flujo sanguíneo a los músculos y, si bien es solo temporal, te hace sentir que has logrado algo cuando sales del gimnasio.

Para ver ganancias musculares y de fuerza reales y sostenidas, los principiantes deben esperar aproximadamente de 6 a 8 semanas mientras que los levantadores de pesas más experimentados pueden tardar hasta 12 semanas después de comenzar un nuevo programa. Sin embargo, es importante tener en cuenta que el crecimiento muscular es muy variable según el individuo. Algunos tipos de cuerpo tienden a ganar músculo más rápidamente que otros, por lo que si no ves ninguna ganancia de inmediato, no te desesperes, recuerda que el secreto para ver mejorías es TENER PACIENCIA.

Planchas

Salud Mental

La buena noticia es que, mientras los cambios físicos son un poco más lentos de aparecer, los beneficios de salud mental de hacer ejercicios de manera regular los puedes experimentar casi inmediatamente cuando empiezas con el ejercicio. La clave está en empezar con una cantidad que sea manejable de acuerdo a tu condición física actual, de manera que puedas disfrutarlo en lugar de sufrirlo. Esto es, si apenas estás comenzando a hacer ejercicio, empieza poco a poco, no quieras empezar a correr más de lo que puedes aguantar, porque si empiezas con demasiado, te cansarás, lo vas a sufrir en lugar de disfrutarlo.

Escrito por Brittany Hambleton para: www.runningmagazine.ca

Traducción y edición por Claudia Plasencia para: www.asdeporte.com

COMPARTIR